El problema está en el corazón

FOTO: JACKY NAEGELEN / Reuters Publicado en The Objective por Xiskya Valladares 13.05.2016 Una joven francesa se suicida en directo por Periscope. Tenía 19 años y transmitió su suicidio a través de Periscope. Todos sus seguidores pudieron ver cómo se arrojaba a las vías de un tren de París y acababa con su vida. Según se dice, la habían violado y designaba a su agresor. ¿Una forma de protestar? ¿Necesidad de que el mundo hablara de ella? ¿Un desequilibrio mental? Periscope es una App de Twitter que permite emitir en directo por medio de video, al estilo del ya antiguo “livestream” o el nuevo “live video” de Facebook. Nació del viaje a Turquía de Kayvon Beykpour, el verano de 2013, cuando las protestas en la plaza Takshim. No encontraba por ninguna parte información en video de lo que ahí acontecía. Así se le ocurrió crear lo que hoy conocemos como Periscope. Hace ya varios meses Twitter le compró la App. En principio los videos que grabas se borran al cabo de 24 horas pero quien los emite puede guardar una copia en su móvil. Esta es la razón por la que la Policía francesa intenta hacerse con el móvil de la chica suicida. Estas Apps suelen tener en su origen fines lícitos y buenos, y no deberían ser ningún problema. La dificultad surge cuando, como con todo, no sabemos usarlo para el bien. Imagino que surgirán adolescentes que transmitan palizas, “graciosos” que se rían de la gente, delincuentes que quieran mostrar sus habilidades al mundo, etc. Y habrá quién eche la culpa a Periscope (o la App de turno) sin querer afrontar la verdadera raíz del problema: el corazón humano. Sin embargo, Periscope también permite mostrar en tiempo real un evento en solidaridad con los cristianos perseguidos como el de la Fontana di Trevi hace dos semanas en Roma. O acercar la basílica de San Pedro a los católicos que no pueden viajar y permitirles pasar la Puerta Santa. O entrevistar en directo a un personaje de interés público, etc. Periscope es la televisión en la mano para los que no tenemos otro poder. Así como Twitter es la rotativa de los pobres. O Instagram la galería del anónimo. Vivimos en un mundo donde todos...

Learn More

Sociedad de ausentes

Publicado en The Objective por Xiskya Valladares 23.01.2016 La noticia dice que una niña de tres años, en Toulouse, ha muerto al tragarse un juguete de los huevos Kinder Sorpresa. Ya hay quien quiere responsabilizar a Ferrero del fallecimiento de la menor. Soy muy fan de estos huevos y sé que la empresa los cataloga para mayores de tres años y recomienda en su uso la supervisión de un adulto. ¿Dónde estaban los padres de la niña? ¿Quién la cuidaba en ese momento? Creo que vivimos en una sociedad de ausentes. No solo de padres ausentes. También de políticos, de periodistas y de ciudadanos. Los padres desatienden a sus hijos por andar ocupados en sus trabajos o sus negocios o sus amantes o amigos. Los políticos olvidan el interés público dedicarse a sus circos, a sus chanchullos o a sus pactos. Los periodistas descuidan realidades, y a veces incluso verdades que duelen, porque no venden o resultan incómodas para los poderosos o suponen más riesgo. Los ciudadanos desestimamos todo lo que no va con nuestros propios intereses porque nos desinstalan, o nos remueven la conciencia o nos obliga a complicarnos la vida. Y vamos construyendo entre todos una sociedad de ausentes. Me preocupa que las cosas suceden y a nadie importan fuera de sus propias víctimas. Nos hemos acostumbrado a la impasibilidad frente a las injusticias. Ya casi nada nos molesta ni nos hace reaccionar. Ni las faltas de respeto, ni las injusticias, ni las atrocidades inhumanas, ni los absurdos políticos y sociales que estamos presenciando. Vivimos tan anestesiados que vamos sobreviviendo como ausentes. Parece que nos hayan transferido horchata en las venas. Mientras no nos toquen… Pero cuando nos llega el turno, no hay nadie y nos extrañamos. Se nos olvida que ese mismo ha sido nuestro patrón de conducta desde hace tiempo. Pienso en la historia, cómo han luchado nuestros antepasados y cómo hemos tirado la toalla nosotros. Lo que me pregunto es si realmente sabemos qué tipo de sociedad queremos, cuánto nos importa el bienestar de todos… ¿Cómo es que hemos dejado de sentirnos una sola familia humana? ¿Cuándo hemos perdido la sensibilidad por el otro? ¿No será que el bienestar, y eso que llamamos globalización, en realidad solo han sido un...

Learn More

Seguir el corazón

XISKYA VALLADARES / The Objective Denis Yushin ha dejado a su mujer y su hija de seis años para recorrer el mundo con su moto cortando el pelo a cambio de combustible y comida. Hace falta mucha motivación para lanzarse a una aventura así. Otros dirán que más que motivación es mucha necesidad de protagonismo. No sé. No voy a entrar a juzgarle. Lo cierto es que todo en él es extremo: sus viajes, los peinados, los cortes que realiza y también los lugares donde lo hace. Corta el pelo en parapente, en la cima de un volcán, en medio del desierto, etc. Y siempre lo graba todo con su cámara de acción GoPro. Sube los videos a YouTube y los comparte en sus redes sociales. El mundo parece que se podría dividir en dos grupos: La gente que todo lo comparte en las redes y los que no solo no lo hacen, sino que además critican a quienes sí lo hacen. Pienso que en cualquier caso, lo importante es preguntarnos qué nos mueve a hacerlo. ¿El deseo de intimidad, la necesidad de protagonismo, un afán de originalidad, la búsqueda de encuentros, transmitir cercanía, contagiar una vivencia, compartir experiencias, etc.? No nos engañemos. Cualquiera de estas preguntas puede estar detrás de cualquiera de las dos posturas. Lo importante es estar dispuestos a seguir el corazón y pagar el precio por ello si fuera necesario. Hay llamadas de la vida que es imposible no asumir. Aunque es cierto que es más cómodo ser borrego. Pero la comodidad nada tiene que ver con la paz, aunque algunos la confundan. Al menos no con la paz de los vivos, de aquellos a quienes les bulle la sangre y la vida les reclama inexorablemente. Ser fotocopia no aporta nada. Repetir ideas como loros suena a disco rayado. Seguir la moda de parecer guay huele a tapadera. Las formas que buscan siempre lo políticamente correcto me huelen a podrido. Las palabras sin pasión las veo vacías. Me convence la sinceridad, la naturalidad, la transparencia, la autenticidad, la vida sentida! Y qué poco encuentro de eso… Prefiero a Denis Yushin que persigue sus sueños, aunque sea criticable, que a mil cumplidores de su deber que solo viven por...

Learn More

Cómplices por omisión

18.09.2015 / The Objective– Imagine que tiene un hijo y en el colegio todos le hacen el vacío y lo tratan como un bicho raro. No tiene ninguna enfermedad, ni sufre de ninguna anomalía física ni psicológica. Simplemente no se comporta como los demás y la masa le presiona para que sea igual a todos. Esto pasa. Es algo que sufren todas las minorías, pero que solo nos afecta cuando toca a uno de los nuestros. A un hijo, a una hermana, a nuestra pareja o a nuestros padres. Es lo que viven ahora los cristianos de muchos países mayoritariamente musulmanes. ¿Y qué más nos da si están lejos? Solo que no se trata de una presión psicológica, sino incluso cruenta, con sangre. En Yemén, en China, en Irak, en Afganistán, y en tantos lugares del mundo está pasando. La iglesia de esta foto es la de San José, en Cráter (Yemén: 99% musulmanes). Fue reducida a cenizas por yihadistas encapuchados. El día anterior habían roto su cruz. Sé que cada uno lleva su lucha, que el mundo está revuelto, y que a todos nos preocupa aquello que más nos afecta. Pero, de verdad, cuando se trata de la violación con sangre de derechos fundamentales, sea el que sea, me parece asunto prioritario. Es inadmisible que estemos en pleno siglo XXI con mentalidades medievales. Y por esto el Daesh debería ser ya el problema de todos, no solo de aquellos a los que están cada día arrasando. ¿O es que acaso queremos que el mundo entero sea musulmán sin libertad de elección? Es lo que ellos pretenden y parece que han tomado su misión en serio. Además, se trata de ser musulmán yihadista. Mire usted lo que pasa: En Irak, en la ciudad de Mosul (donde ya han eliminado todas las minorías religiosas y ya solo quedan musulmanes), han empezado a decapitar a todos los hombres que no lleven barba. Una nueva norma del Daesh, simplemente porque el ‘look’ elegido por los yihadistas incluye una larga barba. ¿Podríamos haber imaginado algo así? Pues bien, yo me pregunto una y otra vez si es lícito seguir ignorando las atrocidades que sufren otros seres humanos. ¿Acaso la distancia nos exime de responsabilidades? Para mí, lo que está...

Learn More

La fuerza de la fragilidad

31.08.2015 / The Objective – Fragilidad no es sinónimo de inferioridad, tampoco de debilidad. Llevo días viendo fotos de los miles de refugiados que están llegando a Europa huyendo de la guerra. En todas ellas aparecen gente joven, adultos, pero también ancianos, mujeres y niños, incluso bebés. Y solo pienso en sus vidas rotas, ese haberlo perdido todo, no tener futuro en ninguna parte. Pero de repente mirando su dolor me doy cuenta de esa otra parte de su realidad que me despierta admiración. Hace falta ser muy fuertes para recorrer tantos kilómetros sin casi nada y sin poder volver atrás. Se necesita una esperanza y un sueño enormes que te mantengan vivo después de los horrores que habrán visto y pasado. Vencer el miedo no es de endebles. Llorar no es de débiles. Asumir las limitaciones no es de inseguros. Son frágiles, sí. Son niños, son mujeres, son ancianos, pero son valientes, son fuertes, son resistentes. La vida gana en ellos cada día. Creo que tendremos mucho que aprender de ellos. Intuyo que Europa los necesita. Quizás sean los que nos hagan despertar a la sensibilidad, a los sueños, a la ilusión. Quién sabe si el niño que ahora duerme, después de superar con su osito todas las fronteras, mañana sea ese maestro que eduque a los hijos de nuestros hijos. Ojalá. Si la guerra le ha enseñado lo que es la paz, si el dolor le ha inoculado la ternura, si las lágrimas le han regalado humanidad, si nuestra indiferencia le ha afianzado la esperanza. Si ha descubierto que la fuerza está en la fragilidad. Porque realmente “El amor más fuerte es aquel que puede mostrar su fragilidad” (Paulo...

Learn More

Una estrella fugaz en el bar

14.08.2015 / The Objective – No pude ver las Perseidas anoche. El cielo estaba nublado. Ni siquiera se veía la montaña de Montserrat que tengo al frente nada más abrir la ventana. Pero las estrellas ahí estaban. Que yo no las viera no significa que ellas no estuvieran. Suele pasar con las realidades más importantes: están ahí pero no las vemos. “No se ve bien sino con el corazón”, escribió Saint Exupery en El Principito. Y para que el corazón vea necesita el silencio y también a veces la soledad. Muchas veces el ruido y las prisas del exterior las llevamos tan caladas dentro que incluso cerrando los ojos y la boca seguimos con el ruido por dentro. Pero el corazón humano necesita la paz del silencio para poder vivir. No podemos interpretar la vida si no paramos a encontrarnos con ella. Imposible encontrar el sabor y el sentido de lo que vivimos sin pasar por “pesados” momentos de silencio y soledad hasta que estos mismos se transforman en luces y paz. Iba a escribir que “vivimos” muchos instantes en un día, mejor escribo “pasamos” muchos instantes diarios, pero solo vivimos aquellos en los que hemos sabido entrar. Porque hay como un mensaje oculto en cada hecho que nos acontece, imposible de descifrar y disfrutar sin pararnos (las cosas que nos ocurren no son buenas ni malas en sí, dependen de las experiencias vividas del corazón donde llegan). Esta mañana he salido al centro del pueblo a buscar una cosa. De camino he entrado en un bar a tomar un cortado porque me moría de sueño (anoche dormí muy mal). En la barra estaba un hombre de unos 60 años con una larga barba blanca y un vaso grande de alcohol con hielo en la mano. Tenía pinta de llevar tiempo ahí plantado. Me ha saludado, me ha ofrecido el mejor asiento y cuando estaba sentada me ha acercado un libro que olía a nuevo: La vida de San Agustín. Lo he ojeado por educación, los libros de santos no son mis favoritos. He tomado el cortado y le he devuelto el libro a través del camarero. Vi que lo cogía y no decía nada. Él seguía con su vaso de alcohol. Después de pagar...

Learn More

Somos seres espirituales

(Kacper Pempel/Reuters) 07.08.2015 / The Objective – Justo ayer recibí un mail publicitario que decía: “Comprueba los enormes beneficios de meditar de forma regular. El método X es reconocido y usado mundialmente por todos sus estudiantes para relajar el cuerpo, calmar ansiedades, bajar el estrés y sentirte mejor, bla bla bla.” Hoy leo que investigadores de Londres afirman que participar en las actividades de la iglesia es la única actividad asociada a la felicidad para los ancianos. Nada de todo esto es nuevo. Hace años que la neuroteología viene haciendo estudios en torno a la influencia de la vida espiritual en el cerebro humano. Son estudios que se sirven de las técnicas de neuroimagen para llevar a cabo sus experimentos. Y curiosamente todos llegan a la conclusión de que la vida espiritual influye positivamente en la salud y el bienestar de las personas. Quizás algo de esto tenga que ver en tanta gente con vacío existencial, que busca la felicidad sin encontrarla, que se deja llevar por la sociedad de consumo egoísta. Porque no digo que sea necesario creer en Dios para cuidar la vida espiritual. Lo que digo es que incluso muchos creyentes no cuidan su vida espiritual y acaban con las mismas sensaciones de vacío existencial. Es muy cuestionable la vida espiritual que no conduce a la paz, a la alegría y a la misericordia. Yo dudaría de su autenticidad. Por eso la salud y la felicidad están en este camino y no en el exterior del ser humano. Como dice Pierre Teilhard de Chardin: “No somos seres humanos teniendo una experiencia espiritual. Somos seres espirituales teniendo una experiencia...

Learn More

Me duele la indiferencia

24.07.2015 / The Objective – En abril de 2014, el ISIS cambió su nombre por IS (Estado Islámico) retirando la coletilla “para Irak y Siria”. Explicaba su jefe que el califato no era solo para Irak y Siria, sino para el mundo entero. Por eso el cambio. Hace unos días leí que en Argelia una fracción de Al Qaeda se unía a este Estado Islámico y que en un video decían que iban a conquistar Al Andalus. Ahora me entero que esta misma organización ha comprado Gornja Maoca, en Bosnia, un pueblo deshabitado y muy próximo al Mediterráneo, con una base para atacar Europa desde dentro. Desde marzo de este año ya leía que la bandera del Estado Islámico ondeaba en Bosnia. No es que hayan comprado literalmente el pueblo, es que poco a poco los terrenos y casas del lugar han sido adquiridos por terroristas que han estado en Siria o que han sido acusados de atentados, es decir, miembros de este grupo terrorista. Por eso, reporteros de The Mirror han viajado para confirmarlo. Las noticias solo han llegado en inglés, como casi siempre cuando se trata de estos temas. Aunque los reporteros lo han confirmado, Investigación Estatal de Bosnia y Herzegovina y la Agencia de Protección (SIPA) no han detectado actividad alguna terrorista en la zona. Pero las señales están ahí: banderas de IS que ondean, miembros de la organización que han comprado terrenos y casas, ruidos de balas una vez a la semana etc. Cuando hace unos días nos enteramos del secuestro de los tres periodistas españoles en Alepo (Siria), nos decían que su publicación entorpecía la labor investigadora del CNI. Seguro que es así. Sin embargo, me da la impresión de que no somos del todo consciente de lo que históricamente estamos viviendo en torno a este fenómeno yihadista. Tampoco sé hasta qué punto se vislumbra la amenaza que ciernen sobre Europa. Cuando estuve en Irak todos los refugiados nos decían: “Cuidado, ellos no quieren Occidente y si a vosotros os toca lo que a nosotros, entonces nosotros estamos perdidos”. A mí me preocupa la indiferencia general que percibo. No solo por la posible amenaza que supongan, sobre todo porque seguimos sin saber cómo ayudar, qué hacer, cómo mostrarnos solidarios con...

Learn More

¿Quién contará la historia de las víctimas?

17.07.2015 / The Objective – Hasta los más jóvenes son conscientes. Ayer estaba con un grupo de universitarios dando una conferencia y me preguntaban “¿cómo podemos denunciar sin crear odio?” ¡Muy buena pregunta! Sobre todo cuando nos toca tan de cerca. Ahora es Soldados del Califato, un grupo escindido de Al Qaeda, que hace 10 días ha prometido lealtad y obediencia al Estado Islámico. Dice su cabecilla en un video contra Argelia que conquistarán Al Andalus. Tengamos en cuenta que Argelia está a 50 kilómetros de España. Es lo que le faltaba a África, que también la arrasara el IS. Y es lo que le falta a España, que los terroristas pretendan hacerse con Al Andalus. Lo segundo lo veo poco probable, pero el dolor de tantas víctimas de este grupo es una realidad escandalosa. ¿Cómo puede el ser humano volverse tan fanático? Como decía a los universitarios, no es fácil denunciar sin fomentar el odio o el rencor. Pero la historia puede ser escrita desde la visión de los terroristas o desde la visión de las víctimas. Me encantaría volver a un país de refugiados y poder contar su testimonio. ¿Cómo miran y cómo sienten los que sufren la violencia? No es difícil imaginar, pero la imaginación puede incluso quedarse corta ante la realidad de tanto dolor. En cualquier caso, solo quien cuando somos capaces de sentir con el otro, podemos asumir sus situaciones y hacerlas nuestras. ¿No será que nos falta un poco de esto a los occidentales? Nos absorbe tanto nuestro aquí y ahora que nos ciega ante el grito silenciado de las víctimas. Padecemos un trastorno sensitivo que nos incapacita para el dolor ajeno. Pero no sabemos que juega en nuestra contra y se convierte en el infierno del no sufrir. Recordemos tan solo aquella poesía del pastor luterano alemán, Martin Niemöller: Cuando los nazis vinieron a llevarse a los comunistas,guardé silencio,porque yo no era comunista, Cuando encarcelaron a los socialdemócratas,guardé silencio,porque yo no era socialdemócrata, Cuando vinieron a buscar a los sindicalistas,no protesté,porque yo no era sindicalista, Cuando vinieron a llevarse a los judíos,no protesté,porque yo no era judío, Cuando vinieron a buscarme,no había nadie más que pudiera protestar. (Martin Niemöller,...

Learn More

Quiérete para los demás

05.06.2015 / The Objective – En el Reino Unido han prohibido un anuncio de Yves Saint Laurent que mostraba a una modelo cuya delgadez las autoridades consideraron poco sana. Me parece bien. Siempre es más importante prevenir que curar. Sobre todo cuando cada vez son más las niñas, adolescentes e incluso jóvenes, que entran en ese mundo de Ana y Mia. El problema es que quizás ya es un poco tarde y las modelos anoréxicas son solo un síntoma más dentro de toda la problemática que supone una enfermedad que se camufla en nuestras sociedades. En el fondo del problema radica una falta de autoestima, una no aceptación de uno mismo, unos conflictos personales no resueltos y un no saber interpretar las imágenes y la información que nos llegan. La idea de que la delgadez es señal de perfección y salud es equivocada. Muchas modelos padecen trastornos alimenticios. Pero es que, además, ¿quién define la perfección estética? Las personas con problemas de anorexia suelen ser obsesivas y perfeccionistas, tienen dificultad para darse cuenta de sus estados emocionales y físicos internos (hambre, ansiedad, tristeza, etc.), introvertidas y poco sociales, padecen trastornos físicos y presentan una gran voluntad para controlar el hambre. Acaban viendo su estado y enfermedad con orgullo. Sin embargo, no se dan cuenta de que pueden llegar a la muerte. Pero el problema grave de fondo es emocional. La anorexia es un síntoma del gran vacío que siente la persona que la padece, al igual que la fiebre es síntoma de que puedes tener una infección en el cuerpo. A veces la anorexia es la forma de responder a lo que no pueden expresar: la negación de la comida es negación de lo que sienten. Son incapaces de expresar sus sentimientos y lo hacen a través de la enfermedad. De ahí que lo preocupante no es solo la publicidad que vemos con modelos extra delgadas, sino el sentido que damos a la vida y cómo aprendemos a gestionar nuestras emociones y necesidades. “Cuando el hombre se mira mucho a sí mismo, llega a no saber cuál es su cara y cuál es su careta” (Pío Baroja). Nos urge construir personas seguras y sensibles cuya vida está tan plena que sirven con honestidad y alegría a...

Learn More

¿Qué pedimos las mujeres en la Iglesia?

(TIZIANA FABI/AFP PHOTO) 01.05.2015 / The Objective – El Papa condena la brecha entre hombres y mujeres. “Es un escándalo puro”, dice Francisco refiriéndose a las diferencias salariales. Y pide a los cristianos asegurarse de que todos reciban el mismo pago por el mismo trabajo. No es la primera vez que se queja de la desigualdad de trato entre ambos sexos. Ya en Filipinas lamentó que no hubiera más presencia femenina entre los protagonistas del encuentro que tuvo con los jóvenes. El 7 de febrero de 2015 declaraba urgente “ofrecer espacios a la mujer en la vida de la Iglesia” y pedía “una presencia femenina más capilar e incisiva en la comunidades”. Para el papa “la Iglesia es mujer, es ‘la’ Iglesia, no ‘el’ Iglesia”, y le gusta “describir la dimensión femenina de la Iglesia como seno acogedor que genera y regenera la vida”. Esta visión, sin embargo, no ha sido la más habitual a lo largo de la historia eclesial. Y no, no soy ni de Femen, ni feminista, ni una resentida o amargada por ello. Simplemente soy mujer en el mundo y en la Iglesia. Y me alegra que se revalorice nuestro papel. Igual que me alegra la importancia que se le da a los pobres, a los débiles, a la profecía de la vida consagrada o a la dimensión servicial de la autoridad. Pero ¿qué pedimos las mujeres a la Iglesia? No puedo hablar en nombre de todas. Yo solo tengo tres peticiones: 1)     Reclamo una presencia más visible y activa en las decisiones de la vida eclesial. Pero no como hacen ciertos partidos políticos, por llenar una cuota femenina, sino por nuestra propia riqueza, formación y capacidad. Creo que hay mujeres en la Iglesia incluso mejor formadas y fieles al Magisterio que muchos hombres, sin que se les valore por el solo hecho de ser mujeres. Para el mismo papa esto supone “muchas mujeres implicadas en la responsabilidad pastoral, en el acompañamiento espiritual de personas, familias y grupos, así como en la reflexión teológica”. 2)     Que se reconozca la riqueza femenina que solo una mujer puede aportar de forma natural: Su ternura, acogida, sensibilidad, fortaleza, y sentido de la igualdad. Estas características, esencialmente femeninas, son fundamentales para muchos conflictos, iniciativas y actividades pastorales....

Learn More

El silencio cómplice del yihadismo

(Jesus Blasco de Avellaneda/Reuters/Archivo) 25.04.2015 / The Objective – Unos 200 millones de cristianos sufren persecución en el mundo. Y 50 millones no pueden vivir su fe libremente. Pero es que, además, 10.000 cristianos en el mundo son asesinados por razón de su fe. El país de más riesgo para los cristianos es Nigeria debido a los terroristas de Boko Haram, según el Informe de Libertad Religiosa de Ayuda a la Iglesia Necesitada (AIN) 2014. Javier Menéndez Ros, director de la Fundación Pontificia AIN, ha comparecido con estos datos este miércoles pasado en el Congreso ante la Comisión de Asuntos Exteriores. “Si creemos en los derechos fundamentales y de verdad somos demócratas, no podemos pasar por alto los atropellos sufridos por muchas minorías religiosas en el mundo”, ha dicho. Y ha asegurado que “necesitamos urgentemente que se conozca y que se denuncien los ataques a la libertad religiosa”. También ha destacado la existencia de “un silencio culpable en muchos medios”, y que se percibe “una indiferencia por parte de la comunidad internacional, especialmente la de Occidente”. Estoy totalmente de acuerdo con Javier. Me alegra mucho su claridad y que los parlamentarios hayan sido informados en su propia casa. Por si no lo vieran en los pocos medios que se hacen eco, ya no pueden decir que no sabían nada. Pero ¿ahora qué? ¿Qué medidas tomarán? En el debate ha habido algunas respuestas. ¿Seguirán quedándose solo en palabras de un momento? La denuncia de AIN en el Congreso ni siquiera ha sido recogida por la mayor parte de la prensa. Sin embargo, tal como lo ha calificado la diputada del PP, Rocío López, se trata de “grandes crímenes contra la humanidad”. El silencio y la indiferencia son más elocuentes que mil palabras, ¿pasaremos a la historia como cómplices de este genocidio? Parece que la izquierda empieza a pronunciarse, pero ¿qué han hecho y qué harán? Joan Josep Nuet, portavoz de Izquierda Plural (IU-ICV-CHA), ve fundamental defender la libertad religiosa, a la vez que considera que hay que atajar el yihadismo. En cambio, no sé cómo interpretar las palabras de la diputada socialista Delia Blanco: “Los únicos que nos permitimos ser agnósticos somos los ricos. No me preocuparía por el número de creyentes en el mundo...

Learn More